sos

V Convenio Colectivo de Universidades Privadas (5 de septiembre de 205)

En la reunión de hoy, la primera negociadora tras la constitución de finales de junio, las organizaciones sindicales hemos procedido a presentar nuestras plataformas reivindicativas, como estaba previsto.

Desde USO, además de presentar el documento por escrito, lo hemos explicado brevemente haciendo una referencia a que la negociación del IV Convenio, publicado en agosto de 2004, se había limitado a una mera revisión salarial, por lo que la mayoría de las reivindicaciones que los sindicatos habíamos presentado de forma unitaria a ese convenio, sin perjuicio de las derivadas de las modificaciones legales, estaban plenamente vigentes, y que en esta negociación era necesario hacer un esfuerzo para que el V Convenio recogiese esas propuestas que habían de repercutir en las mejoras laborales y sociales de los trabajadores; que era una plataforma en la que había algunas propuestas concretas, en aquellas cuestiones que se podían concretar, y otras que estaban enunciadas más genéricamente, como las de clasificación de personal, cobertura de vacantes y mecanismos de promoción, con el fin de debatirlas y poder ir dándoles forma conjuntamente a lo largo de la negociación.

UGT también presentó su plataforma, basada en la conjunta del III convenio, y para nuestra sorpresa CCOO se manifiesta en el sentido de que no traía una plataforma, pues dada la situación derivada de la LOU no tenían claro cómo plantear la negociación si limitarse a hacer una adecuación del convenio a las modificaciones legales y poder firmarlo rápidamente o tratar de incorporar cuestiones sustanciales y que desearían saber (no se dejó claro si por parte de los sindicatos o de las patronales) en qué dirección se podría negociar...

Las patronales aprovecharon “la sugerencia” para hacer una apología de las grandes inseguridades que se estaban viviendo en las universidades por las repercusiones que pudieran tener las modificaciones de la LOU, el proceso de Bolonia, etc. para su futuro y que en consecuencia no iban a aceptar ningún planteamiento de introducir cosas nuevas en el convenio y continuaron “alabando la prudencia de CCOO y criticando la irresponsabilidad de quienes queríamos introducir cambios en el convenio” y plantearon una firma rápida de un convenio con los mínimos cambios.

Desde USO contestamos en el sentido de que la situación de las universidades no va a variar mucho respecto de la actual, pues la mayor parte del desarrollo de la LOU en materia de ordenación académica y de titulaciones ya se ha producido o se está produciendo... Que hay otra serie de aspectos de la relación laboral trabajador/empresas (como cuestiones de seguridad y salud laboral, de carácter social, etc ...) que no son de carácter académico por lo que no se ven afectadas por esos cambios y que pueden mejorarse en la negociación.

Insistimos en que de cara al futuro, tanto de las empresas como de los trabajadores, hay una cuestión que viene de la LOU, y que el nuevo gobierno no ha modificado pese a habérselo pedido la USO en distintos foros, que nos preocupa especialmente, y es la ampliación del plazo para lograr la acreditación del profesorado de las universidades privadas. Que esta era una cuestión vital, pues podríamos encontrarnos en breve con que las universidades no contasen con el porcentaje de acreditados necesario y que se viesen obligadas a buscarlos fuera, con el consiguiente efecto en las plantillas actuales. Por otra parte, los procesos de acreditación requieren de un esfuerzo suplementario a los profesores que quieren hacerlo, por lo que consideramos de suma importancia que el convenio pudiera establecer mecanismos para facilitar esa acreditación del profesorado; que esto no era una reivindicación extemporánea ni maximalista y que sería una irresponsabilidad no tratar de encontrarle un espacio en la negociación colectiva; pero que en todo caso la USO tiene en este convenio la representatividad que se refleja en el acta de constitución y que acataría democráticamente las decisiones de las mayorías.

A raíz de esta intervención de USO, CCOO se vio obligada a dar un paso atrás y “matizar” su intervención en el sentido de que también deseaban un convenio estable y con mejoras y tras un intenso debate sobre diferentes concepciones acerca de la calidad de la universidad, y otras cuestiones, se acordó seguir madurando los temas y se concertó la próxima reunión para el día 4 de octubre a las 13 horas.

Como observaréis la posición de CCOO en este convenio es un tanto curiosa; no deja de llamar la atención que en un convenio en el que tiene el 52% de representatividad en el que se supone que tiene que liderar la negociación de la parte sindical no presente una plataforma reivindicativa ... - más aún cuando en todos los sectores privados de educación presenta unas super-plataformas reivindicativas en forma de “macrodocumentos”- y en la práctica proponga una “hacer una faena de aliño y a firmar rápidamente”; dando la sensación de que o no le importa especialmente la situación de los trabajadores de este sector, o de que no le merece la pena el esfuerzo.

Madrid , 6 de septiembre de 2005
FEDERACIÓN DE ENSEÑANZA DE USO

Back to top